Las empresas de aceite de palma vulneran los derechos de las comunidades indígenas en Brasil

El aceite de palma, un cultivo sinónimo de deforestación y conflictos comunitarios en el sudeste asiático, se está abriendo paso en la Amazonia brasileña, donde se plantean los mismos problemas. 

Las comunidades indígenas y tradicionales afirman que las plantaciones en su entorno contaminan el agua, envenenan el suelo y ahuyentan a los peces y la caza.

Foto: WRM

– Acceda a la lectura completa de la investigación (en inglés) aquí.

Fuente: Mongabay